EL PRIMER MINISTRO HUNGARO ANUNCIÓ UN REFERÉNDUM SOBRE LA POLÉMICA LEY ANTI-LGBT+

Luego del polémico paquete de leyes para la “protección a los niños” sancionado en junio por el poder legislativo de Hungría y tras la dura crítica de la Unión Europea ante las acusaciones de las mismas hacia la comunidad LGBT+, el Primer Ministro, Viktor Orbán, sostuvo que se llevará a cabo un referéndum para que el pueblo húngaro sea escuchado al respecto. 

El pasado martes 15 de junio, el Parlamento sancionó a favor de las propuestas del oficialismo -Fidezs, un partido ultraconservador- donde se prohíbe la “promoción” de la homosexualidad y la reasignación de género entre los menores de 18 años. De esta forma, se prohíbe hablar y/o aludir a la diversidad sexual en el ámbito escolar y en los medios de comunicación.

Frente a esta situación, los homólogos de Orbán a nivel regional se pronunciaron, en la cumbre europea, abiertamente en contra de las nuevas medidas legislativas húngaras. Mientras que el Primer Ministro de los Países Bajos planteó que “Hungría ya no tiene cabida en la Unión Europea”, el jefe de Estado de Luxemburgo hizo hincapié en la intolerancia que presentan estas leyes y en la falta de comprensión respecto de la temática: “Si de verdad piensa que por ver una película o por hablar en una clase sobre orientación sexual te haces gay, realmente no ha entendido nada”.

Asimismo, dieciséis Estados miembros del bloque presentaron una carta dirigida a los Presidentes de la Comisión, Consejo y Parlamento europeo reafirmando su compromiso con la disminución de la discriminación y la defensa de la comunidad LGBT+. Finalmente, el pasado jueves 15 de julio, la Comisión Europea anunció que iniciará sanciones legales contra Hungría y Polonia por adoptar medidas que violan los derechos de esta minoría. Ambos países tendrán dos meses para modificar su postura y/o responder a las sanciones, antes de que sean llevados ante el Tribunal de Justicia de la UE.

Por su parte, el primer ministro húngaro afirmó ayer que se llevará a cabo un referéndum en el 2022 acerca de “la protección de los menores” -denominado de esta forma por Orbán- con el fin de que la UE deje de “presionar” sobre los asuntos internos del país.

La utilización de las consultas nacionales es una de las herramientas políticas que más ha utilizado Orbán desde su vuelta al poder en el 2010. Por ejemplo, entre el 2015 y el 2018 se llevaron a cabo 3 referéndums en relación a los inmigrantes y refugiados en el país y en la UE. En aquella oportunidad, especialistas en la confección de encuestas afirmaron que las preguntas de los cuestionarios se encontraban redactadas de manera confusa y con el objetivo de condicionar la respuesta de los ciudadanos.

Además, el primer ministro de Hungría ha generalizado los resultados de las mismas aún a pesar de que la cantidad de respuestas enviadas no eran significativas en términos poblacionales. Por ejemplo, de ocho millones de encuestas enviadas, menos de un millón fueron respondidas por los húngaros. Sin embargo, Orbán en sus discursos comentaba que “más del 90% de los húngaros consideran que…”. De esta forma, se buscó crear la idea de la existencia de un consenso dentro del país respecto de la temática migratoria.

Teniendo en cuenta estos antecedentes, no sería una sorpresa que se replique esta estrategia, pero en esta oportunidad no para securitizar la migración, sino para limitar los derechos de la comunidad LGTB+. Cabe mencionar brevemente que esta minoría ha sufrido en los últimos años numerosos ataques discursos por parte del oficialismo. No sólo se ha vinculado de este grupo con el delito de la pedofilia, sino que también Orbán se ha referido a ellos como otra de las amenazas para la identidad y valores húngaros, siendo que Fidezs considera al cristianismo como uno de los pilares de la sociedad europea.

La fijación por atacar la diversidad sexual y de identidad se debe entender en el marco de la carrera electoral para 2022 y en un contexto de una Unión Europea revolucionada por el aumento del apoyo hacia los partidos de extrema derecha, énfasis en el nacionalismo y el dilema entre una Europa que se considera multicultural y otra que siente que su identidad nacional está en peligro de extinción por los ideales liberales.

Escrito por

Lic. en gobierno y relaciones internaciones, UADE. Especial interés en migración y refugiados. Mg en estudios internacionales, en proceso.

Un comentario sobre “EL PRIMER MINISTRO HUNGARO ANUNCIÓ UN REFERÉNDUM SOBRE LA POLÉMICA LEY ANTI-LGBT+

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .